Los extremos se tocan – Padres e hijos

“Somos las primeras generaciones de padres decididos a no repetir con los hijos los errores de nuestros progenitores.

Y en el esfuerzo de abolir los abusos del pasado, somos los padres más dedicados y comprensivos pero a la vez, los más débiles e inseguros que ha dado la historia. Lo grave es que estamos lidiando con unos niños más “igualados”, beligerantes y poderosos que nunca.

Parece que en nuestro intento por ser los padres que quisimos tener, pasamos de un extremo al otro.

Así, somos la última generación de hijos que obedecieron a sus padres y la primera generación de padres que obedecen a sus hijos.

Los últimos que le tuvimos miedo a los padres y los primeros que les tememos a los hijos. Los últimos que crecimos bajo el mando de los padres y los primeros que vivimos bajo el yugo de los hijos.

Lo que es peor, los últimos que respetamos a nuestros padres, y los primeros que aceptamos que nuestros hijos nos falten al respeto.

En la medida que el permisivismo reemplazó al autoritarismo, los términos de las relaciones familiares han cambiado en forma radical, para bien y para mal.

En efecto, antes se consideraban buenos padres a aquellos cuyos hijos se comportaban bien, obedecían sus órdenes y los trataban con el debido respeto. Y buenos hijos a los niños que eran formales y veneraban a sus padres.

Pero en la medida en que las fronteras jerárquicas entre nosotros y nuestros niños se han ido desvaneciendo, hoy los buenos padres son aquellos que logran que sus hijos los amen, aunque poco los respeten. Y son los hijos quienes ahora esperan respeto de sus padres, entendiendo por tal que les respeten sus ideas, sus gustos, sus apetencias y su forma de actuar y de vivir. Y que además les patrocinen lo que necesitan para tal fin.

Como quien dice, los roles se invirtieron y ahora son los papás quienes tienen que complacer a sus hijos para ganárselos y no a la inversa, como en el pasado.

Esto explica el esfuerzo que hacen hoy tantos papás y mamás por ser los mejores amigos y parecerles “a todo dar” a sus hijos.

Se ha dicho que los extremos se tocan. Y si el autoritarismo del pasado llenó a los hijos de temor hacia sus padres, la debilidad del presente los llena de miedo y menosprecio al vernos tan débiles y perdidos como ellos.

Los hijos necesitan percibir que durante la niñez estamos a la cabeza de sus vidas como líderes capaces de sujetarlos cuando no se pueden contener y de guiarlos mientras no saben para dónde van. Si bien el autoritarismo aplasta, el permisivismo ahoga.

Sólo una actitud firme y respetuosa les permitirá confiar en nuestra idoneidad para gobernar sus vidas mientras sean menores, porque vamos adelante liderándolos y no atrás cargándolos y rendidos a su voluntad.

Es así como evitaremos que las nuevas generaciones se ahoguen en el descontrol y hastío en el que se está hundiendo una sociedad que parece ir a la deriva, sin parámetros ni destino.

Los límites ubican al individuo.”

Autor: Ángela Marulanda

UnMensajeParaTi.com.ar

Anuncios

8 comentarios en “Los extremos se tocan – Padres e hijos

  1. MA. NATIVIDAD PONCE B. dijo:

    nosotros como padres, debemos dialogar y hacer reflexionar a nuestros hijos, sobre su comportamiento de que es por su bien,las llamadas de atención, ,pero esto se hace desde pequeñitos porque si los queremos educar de grandes es muy difícil, y recordemos que querer a nuestros hijos no es permitirles todo, es marcar limites ,pero que ellos participen de estos para que no nos desgastemos en estarlo repiendo, mi muchacho tiene 22 años, y yo trabaje siempre dos turnos, soy educadora y madre soltera ,y es un buen hijo, estudioso, recién graduado ,responsable, respetuoso,,alegre como todos los jóvenes,me siento muy orgullosa de él.

    Me gusta

  2. Mariano Cruz dijo:

    No es propio decir Que esta generación no respeta a los padres solo basta con sentarse y dialogar lo que ellos quieren ellos saben que quiern sino lo difícil que fue para nosotros cuando escuchan esas anécdotas entonces podrán apreciar lo afortunados que son al tenerlos

    Me gusta

  3. irma dijo:

    En esto nos quedamos cortos: ante lo que yo como espectadora de los niños de ahora, me a tocado ver… son unos “emperadorcitos” se hace se come y se duerme a la hora que el hijo dice, y si se trata de hacer una compra por ejem. un carro: el decide que carro comprar, y el investiga tiene mas informacion, sabe mas de carros en fin. el busca la forma,,, estoy habando de niños de 10 años cuando mucho de 12 y ni que decir de los bebes no quieren dormir en su cuarto ellos escogen la ropa y lo que le paresca cool…y la madre si es niña se muere porque tenga 2 años para llevarla al salon de belleza..con sus listones famosos y la ropa mas cara, y de marca aunque tenga que estar endeudada, con tarjetas o trabajando extras,a los hijos se les da demasiado no tienen emociones por un anciano no saben voltear a ver al pobre el colmo no quiere un niño de 6 años que su abuelo deje estacionado elcarro por fuera de su casa porque esta viejo y lo van a ver sus amiguitos… por dios que nos espera

    Me gusta

  4. ALBERTO dijo:

    GRACIAS UNA VEZ MAS PABLO….
    ESTAMOS VIVIENDO UNOS MOMENTOS DE CRISIS, DONDE NO SE SABE QUE HACER CON ESTA GENERACION……POR EJEMPLO HE SIDO TESTIGO DE COMO ALGUNOS PADRES Y FAMILIARES POCO CAPACES PARA ADOCTRINAR A SUS HIJOS VAN PERMANENTEMENTE EN CONTRA DE ALGUNAS DETERMINACIONES QUE TOMAN LOS PROFESORES FRENTE A ALGUNOS ESTUDIANTES QUE LLEGAN A LAS AULAS DE CLASES A CUALQUIER COSA MENOS A ESTUDIAR…. PIENSO QUE LA FAMILIA RESPONSABLE Y COMPROMETIDA CON LA EDUCACION DE SUS HIJOS SIEMPRE TENDRA CERCA DE SI A LOS MEJORES………….

    Me gusta

  5. veronica dijo:

    es tan verdadero, pero que se puede hacer, si el problema aqui esta en nosotros los padres, por eso cada dia hay mas delincuencia, porque no existe respeto hacia autoridades, adultos, etc….como le llaman a esta generacion de irrespetuosos?

    Me gusta

  6. Carolina dijo:

    Como vamos a salir de esta situacion? Como lograr un cambio? Tienen toda la razon Es preocupante la familia se esta desmoronando y no veo luz en el camino Dios nos bendiga

    Me gusta

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s